viernes, 19 de diciembre de 2014

El Lado Positivo del Fracaso - Prólogo

     A partir de hoy escribiré un artículo semanal sobre lo que considero es una de las situaciones que más afecta a las personas de todas las épocas de la humanidad. Se trata de un hecho que, aparte de frustrante, perturba la estabilidad emocional y racional de los seres humanos: "el fracaso".


Definiendo "el fracaso"
"Todos fallamos, por más que tratemos que no"
     J.M. BARRIE

     Como seres humanos, estamos dotados de una capacidad intelectual superior que nos diferencia de los animales. Es ese raciocinio el que nos permite analizar las situaciones y evitar cometer los mismos errores en el futuro; no así los animales, que solo actúan bajo el designio de sus instintos.

     El Diccionario de la Real Academia Española define el fracaso como la "situación en la que no se obtienen los resultados esperados o deseados. Es un suceso negativo". ¿Por qué hacer esta definición? Porque la palabra "fracaso" es un término muy ambiguo, y eso permite que se formen conceptos equivocados y se tomen actitudes erróneas ante las circunstancias que nos suceden en la vida.

     Ahora, ante cualquier tipo de situaciones negativas lo que diferencia a una persona de éxito de una persona mediocre es la percepción que se tiene del fracaso y cómo se reacciona ante él. Es decir, la percepción del fracaso es la forma de interpretar ésa situación negativa, y la reacción ante el fracaso es cómo se va a actuar frente a esas situaciones.

     En Estados Unidos hubo una mujer llamada Mary Kay Ash que se convirtió en una empresaria de éxito tras haber superado un revés muy duro en sus inicios: Un mes antes de lanzar su línea de cosméticos su esposo murió de un infarto. Sin embargo, y a pesar del dolor, esto no la hizo retroceder. Cualquiera en su posición se desanima y renuncia a todo, pero en vez de eso ella siguió adelante superando esa dolorosa dificultad y hoy en día tiene una empresa multimillonaria gracias a su tesón y a su actitud.

     ¿Qué hizo el cambio? Su forma de interpretar esa situación y la manera en que reaccionó ante su desgracias. ¿Ves por qué es tan importante tomar la actitud (interpretación de las cosas) correcta? Como cualquier ser humano adolorido por tan irreparable pérdida, Mary Kay hubiera desistido de su idea de seguir fundando una empresa de cosméticos; pero por el contrario tomó la actitud correcta y siguió adelante. ¿Has sabido de casos en qué se está muy cerca del éxito, pero se pierde esa oportunidad por tomar la actitud equivocada? Bien sea iniciando un negocio, en el matrimonio, en el trabajo o en cualquier área de nuestra vida, lo más importante es darle la interpretación correcta a las cosas negativas que nos suceden.

     La próxima semana estaré publicando otro artículo de esta serie llamada El Lado Positivo del Fracaso. No olviden comentar y compartir este artículo en sus redes sociales. Un abrazo.

Atte. Jezer Dorante

2 comentarios:

  1. Excelente tema para compartir y debatir. Muy buen aporte...

    ResponderEliminar

Para Docentes Desempleados

     En julio de este 2017 comenzó un proceso inédito en el país, algo nunca antes visto con respecto al ingreso docente al magisterio ve...